jueves, 31 de marzo de 2016

Bajo sospecha, una segunda temporada con demasiados sospechosos

Habiendo finalizado esta serie, de la que reseñamos su primera temporada, nos disponemos a reseñar la segunda. Bueno yo más bien a decir si me ha gustado o no y mi querido copropietario a valorar quizás de manera más técnica, sí querido, esas cosas se te dan mejor a ti. Esta segunda temporada me pareció peor que la primera, o quizás es que simplemente me perdí y me costó entender lo que ocurría en aquel maldito hospital. Tuve la impresión que las cosas quedaron como precipitadas, sin una conclusión clara, de hecho me pareció que se saltaron un capítulo. Me pareció que todo era demasiado enrevesado para ocultar un hecho acaecido en el hospital. ¿Demasiadas tramas y subtramas? Incoherencias, demasiados culpables, demasiados saltos. No sé, no terminó de convencerme. Sin embargo me quedo con parte del elenco, casi como la vez anterior Yon González creo que está fantástico, Concha Velasco soberbia, Luisa Martín muy correcta en su papel y Olivia Molina que no acaba de cuajar para mí. Si no recuerdo mal además de venir de una casta de actores importante de este país, sus primeras apariciones fueron en aquella serie que reconozco me enganchó y me vi todita, Al Salir de Clase. Muchos de los jóvenes actores del panorama actual salieron de ahí, Leticia Dolera, Sergio Peris-Mencheta, Victor Clavijo, Pilar Pérez de Ayala, Lucía Jiménez, Rodolfo Sancho, etc, etc... Sin duda todos ellos han madurado profesionalmente, y seguirán madurando así que les daremos una oportunidad. Conclusión, creo que a la serie, o al guión más bien, le hace falta una cierta redondez, claridad. Algunas de sus escenas son tan poco creíbles en el ámbito policial que dan hasta pudor, ah y la forense no hay quien se la crea en su papel. El único que es totalmente creíble es mi adorado motelero mimoso y cariñoso como solo él sabe.
Mmmm, sí, para qué engañarnos, soy mimosón, mimosón y contigo de ese cariño que necesito nunca me ha faltado. Cualquier día habrá que cambiarle el nombre al Motel y que pase a llamarse "Motel cariñitos".
Indudable es que la ficción televisiva española ha ido creciendo en los últimos años en calidad y variedad aunque nos falta mucho camino aun que recorrer, a pesar del mimo que se pone, cada vez más, en aspectos técnicos, lo cual da más empaque a nuestras producciones y oculta en parte nuestro gran problema, la falta de rigor en determinados guiones y la mala elección de casting o el limitado registro de nuestros intérpretes.
Que conste, como bien sabe mi adorada esposa, que esta serie me entretiene y mucho y que soy un gran amante de las tramas policiacas y en ese sentido, a groso modo, "Bajo sospecha" cumple sobradamente dentro del panorama patrio. El problema es que a veces ves personajes o situaciones, como la ya mencionada forense o algunas actuaciones de los hombres de uniforme de la policía nacional, con las que te das cuenta que algunos guionistas de este país o no se documentan lo suficiente o les da igual con tal de meter con calzador situaciones que den como más dramatismo. ¿Alguien de verdad se cree esa escena con los cuerpos y fuerzas de seguridad pala en mano haciendo ellos un trabajo que salvo situación muy excepcional harían otros? ¿Hemos visto algo así en CSI por poner un caso?
En cuanto al reparto, que es posiblemente lo mejor y lo peor de la serie, coincido contigo cariño en que Yon González y Concha Velasco están muy bien y Luisa Martín es siempre garantía de calidad pero no puedo olvidar al que para mi le da el toque diferenciador a la serie, Vicente Romero, ese Vidal que no tiene un pelo en la lengua y que puede parecer a veces sacado de otra época y con otra mentalidad pero que siempre busca hacer lo correcto y que es tan corrosivo en sus observaciones. En cuanto a lo que dices de los actores que salieron de dicha cantera... Sergio Peris-Mencheta ha madurado muy poquito interpretativamente y aunque en algún cameo puede dar la talla, es muy limitado y tiene el gran y dudoso honor de haber ayudado a destrozar a "El Capitán Trueno".
Yo no me atrevería a decir con tanta rotundidad, como mi querida Aurora, que esta temporada sea peor que la anterior porque pienso que el hospital da mucho más juego en muchos sentidos pero si es verdad que se comete el error, que en los últimos años cometen muchos thrillers tanto en televisión como en la gran pantalla, de jugar demasiado al despiste para luego poder decir "Este es el asesino" y que valga, porque como en algún momento todos han sido sospechosos cualquiera puede ser el malo.
Resumiendo, si os gustó la primera temporada esta no os va a decepcionar, y si disfrutáis con la manera de hacer las cosas de Vidal pues aquí tenéis dos tazas. Una pena que en España no aprendamos a no estirar el chicle siempre más de lo debido alargando las tramas innecesariamente. Nosotros sin embargo seguiremos con la trama de nuestro amor viendo el horizonte del final siempre inalcanzable.
Nota Rudy: 6,5
Nota Aurora: 6
Nota: 6,25

No hay comentarios:

Publicar un comentario