viernes, 10 de octubre de 2014

Gangs of New York. Mucho más que peleas de bandas.

Después de ver esta larga película, que he intentado visionar en varias ocasiones con mi primo pero no nos daba el tiempo juntos para verla en condiciones, creo intuir el por qué las opiniones son tan opuestas con respecto a ella.
Si uno se deja guiar por los primeros minutos del metraje, puede pensar que se encuentra ante una historias que va a estar repleta de épica y acción desenfrenada en las calles de la Nueva York de finales del XIX. La cosa es que el tema no va así. Habrá más peleas, habrá violencia, pero Scorsese de lo que nos habla en realidad es de una época convulsa en la que la corrupción campaba a sus anchas y donde los negros ni siquiera eran aceptados aun como iguales en estados donde se había abolido la esclavitud.
Sin lugar a dudas, el alma, la fuerza de la película está en la genial interpretación de Daniel Day-Lewis, sublime de principio a fin, pero sobre todo en momentos puntuales como la conversación con el personaje de Di Caprio en mitad de la noche. Leonardo también está muy bien, aunque no se acerca al nivel de Lewis y aun estaba empezando a demostrar lo que ha venido haciendo luego, cada vez más y mejor, que ha sido pasar de promesa a absoluta realidad.
Siempre he escuchado hablar muy mal de Cameron Diaz en esta película, bueno, más bien en general en casi todo lo que hace, pero creo que, aparte de que sus cualidades como actriz son bastante más limitadas que las de otras divas, el problema aquí es también el personaje. En mi opinión el objetivo en la trama de Jennie/Cameron Diaz, debería ser el de crear conflicto entre los dos protagonistas y lo cierto es que eso no sucede de verdad en casi ningún momento. Me atrevería a decir que sin ese personaje el guión podría haber funcionado igual de bien con un par de retoques.
Como curiosidad, entre el resto del reparto, correctos en general, nos encontraremos con Henry Thomas, el "Elliot" de "E.T.".
Los aspectos artísticos y técnicos del film recibieron nominaciones en los Oscar de 2002, lo cual no es de extrañar pues, ciertamente, todo está cuidado hasta el más mínimo detalle y sentiremos realmente que estamos en la época en que se desarrolla la historia. El colorido de las diferentes bandas que pueblan la ciudad choca con el resto, tan oscuro, sucio y anodino.
"Gangs of New York" es otra de esas películas que no es para todo el mundo. Aquí hay más de drama, política y crítica social que acción, lo cual puede hacerla larga y agotadora para muchos. Solo por ver a Lewis ya vale la pena pero debéis saber ante lo que estáis, no es Braveheart.
Nota: 8

2 comentarios:

  1. La nota que le has puesto es un 8, pero tu crítica es de 10. Me ha encantado de principio a fin porque, habiendo visto la película una única vez, en su estreno y teniéndola en lineas generales bastante olvidada, me has hecho revivir lo mucho que me gustó en su momento y me han entrado ganas de meterla en el DVD y verla de nuevo. Lo malo es que mi escaso tiempo libre en estos momentos me cuesta invertirlo en una peli tan larga y que ya he visto.

    Con elementos como Scorsese, Day-Lewis y DiCaprio, dificilmente sale un mal producto.

    Enhorabuena por tu trabajo.

    @Ociopalabras

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si te soy sincero, a mi casi cualquier película que dure más de dos horas me pone en un brete, tanto para verla en casa como en el cine. En casa porque cuando los niños se duermen y entre una cosa y otra nunca empiezo antes de las 22:30 a verla y claro, luego tocan diana pronto.
      En el cine si no pillo la primera sesión de la tarde chungo también.

      Eliminar